Postura de gran intensidad en la que se precisa de buena flexibilidad en la columna vertebral  así como fuerza en brazos y piernas. Se recomienda compensación inmediata con una postura de cierre. Aporta concentración y calma mental