«Reconectar». Reconectar con nuestra esencia, lejos del ruido ambiental que tenemos habitualmente. Una desconexión para volver a conectarnos.

Un retiro para tomar conciencia de nuestro cuerpo, nuestra respiración y de todos los procesos mentales que nos surgen; de manera que podamos identificarlos y gestionarlos de la mejor manera. Comprender cómo todo lo que nos ocurre externamente tiene un impacto en nuestro cuerpo y también en nuestro interior. Realizaremos prácticas para depurar todo aquello que nos es dañino y que debemos soltar.