Hace unos días se publicó en prensa y otros medios la siguiente noticia:
“El Gobierno estudia incluir el yoga, la acupuntura y la meditación en la lista de pseudoterapias”

Me gustaría expresar en estas líneas mi rechazo a esta propuesta por parte del Gobierno y que indica una mala investigación sobre estos asuntos.

Entiendo que se llame Pseudoterapia o Pseudociencia a aquéllas terapias que pretenden curar una enfermedad e incluso a veces ofrecen la posibilidad de dejar cualquier otro tipo de tratamiento médico convencional y seguir la terapia ofrecida y que además no tienen evidencia científica.

En el caso de la meditación y mindfulness hablamos de una práctica sobre la que existen numerosos estudios e investigaciones avalados por las más prestigiosas Universidades del mundo. Estos estudios se pueden localizar en la Red. Os dejo apenas uno de ellos.
https://www.respiravida.net/investigaciones/la-evidencia-cient%C3%ADfica-muestra-que-la-meditaci%C3%B3n-mejora-el-dolor-la-ansiedad-y-la

Ya el Director del Máster de Mindfulness de la Universidad de Zaragoza junto con otros expertos nacionales en Mindfulness han enviado al Ministerio una carta mostrando su repulsa a esta iniciativa.

En el caso del Yoga, se trata de una práctica milenaria que lleva años demostrando su valía en la mejora general de la persona, pero en ningún caso se ofrece Yoga como terapia porque no lo es. Es un conjunto de prácticas que mejoran la salud física, psíquica y emocional de la persona. Hay menos evidencia científica en este caso, pero también existen estudios:

Yoga, beneficios basados en la evidencia científica


Y cada año se publican más y más estudios en este sentido.

Mi opinión personal es que no puede denominarse terapias a algo que no se está comercializando como tal, sino como disciplinas o actividades de crecimiento personal en las que solo se pide que la persona experimente. Ni siquiera se le dice que sus síntomas vayan a mejorar, solo que practique y vivencia por sí misma lo que estas técnicas pueden aportar en su vida. Y por supuesto en ningún caso se le pide a la persona que sustituya sus tratamientos médicos o psicológicos por ninguna de estas disciplinas.
Deseo y espero que todo esto se aclare y no vaya en detrimento de aquéllos que tratamos simplemente de procurar un bienestar a todas las personas que se acercan a nuestros centros, buscando una práctica que simplemente les haga sentir mejor.

Os dejo también el artículo al respecto de Ramiro Calle,eminencia y difusor del Yoga.
https://www.elespanol.com/reportajes/20190310/maestro-ramiro-calle-totalitarismo-ministro-astronauta-duque/381962020_0.html